Día 4 (18/08/2018) - Serowe ➞ CKGR

Khama Rhino Sanctuary

La experiencia de dormir en una tienda situada encima de un coche fue mejor de lo que imaginábamos. Habíamos dormido muy bien y estábamos descansados para empezar el día. Recogimos las tiendas y nos dimos una ducha antes de ponernos a preparar el desayuno. Estábamos en un campsite, donde simplemente te dejan acampar, pero no hay nada y teníamos que hacérnoslo todo. Después de desayunar recogimos todo y nos pusimos en marcha.

Habíamos venido a Botsuana a ver animales, hoy por fin, íbamos a poder ver los primeros del viaje. Normalmente, la gente hace viajes organizados empezando por Namibia, después recorre el norte de Botsuana y acaba en Victoria Falls. Nosotros preferimos visitar Botsuana por completo, por lo que además de ver lo que ven otros turistas, también veríamos otras zonas menos visitadas estos primeros días. En concreto empezaríamos por el Khama Rhino Sanctuary, donde están la mayoría de rinocerontes que quedan en Botsuana, aunque solo hay cerca de treinta.

Sabíamos que sería difícil encontrar al rinoceronte. El día anterior habíamos llegado tarde y no pudimos probar suerte. Solo teníamos esta mañana para intentar ver a este gran mamífero, que desgraciadamente se encuentra en peligro de extinción. Éste es el primero del denominado "big five" que teníamos pensado ver. Este grupo está formado por el rinoceronte, el elefante, el león, el leopardo y el búfalo. Pero nosotros teníamos intención de ver muchos más animales y dentro de estos, los que más ilusión nos hacía ver eran un total de ocho. La lista está formada por el león, el leopardo, el guepardo, el elefante, el rinoceronte, el hipopótamo, la jirafa y la cebra.

Empezamos a conducir despacio por el parque. Por un lado no podíamos ir muy rápido por el terreno bacheado y arenoso, por otro, no queríamos asustar a los animales y no teníamos el ojo entrenado para verlos si íbamos rápido. El primer animal que vimos fue un pájaro pequeño y que hasta más tarde no conoceríamos que su nombre es el de crimson breasted shrike. Lo que más nos gustó de esta ave fue el color rojo de su pecho.

 

Crimson Breasted Shrike 1

Crimson Breasted Shrike

 

No tardamos mucho en ver a uno de los animales más numerosos de la zona, el impala. Este mamífero de la familia de los antílopes, como veríamos estos días, es muy numeroso y habita por gran parte del país. El impala es muy parecido a un ciervo y como éste, es herbívoro. Van en grupo para protegerse de sus depredadores. Era la primera vez que veíamos a estos animales y nos parecían muy graciosos con sus patas tan finas.

 

Impala 2

Impala

 

Continuamos por el camino marcado que había en el parque. El día anterior nos habían dado un mapa en recepción y nos habían marcado donde estaban las charcas. En estos puntos era más probable encontrar animales que van a beber. Fuimos en dirección al que estaba más al norte, porque según nos habían dicho era uno de los lugares donde podíamos encontrar al rinoceronte.

Por el camino nos detuvimos unas cuantas veces para ver diferentes animales. Era nuestro primer día de safari y cualquier animal nos parecía fantástico. Vimos a dos pumbas desde lejos. No es que le demos este nombre por ser el que tiene en la película de "El Rey León", sino porque realmente este es su nombre. El pumba es muy parecido a lo que en España conocemos como un jabalí.

Otro mamífero que encontramos por el camino fue otro muy conocido, como es el ñu. Éste es otro de los animales que más veríamos durante nuestra estancia en Botsuana. Como el impala, van en grupos para protegerse de sus depredadores y son herbívoros. Aunque, son bastante más grandes, robustos y su pelaje es de un color gris oscuro.

 

Nu

Ñu

 

No tardamos mucho en ver al primero de nuestros ocho preferidos. Encontramos a una jirafa sola que estaba comiendo. Éstas, son los mamíferos más altos del mundo, llegando a alcanzar cerca de seis metros de altura. Solo era el primer día que estábamos de safari y ya habíamos visto a uno de los animales que más ganas teníamos de ver. Con el ánimo más alto, continuamos buscando al rinoceronte. Este es uno de los pocos lugares, por no decir el único, de todo el país donde se pueden encontrar.

 

Jirafa

Jirafa

 

Había diferentes caminos que se iban cruzando y el mapa no estaba muy bien hecho, en algunos momentos pensamos que nos habíamos perdido. Cuando estábamos cerca de la primera charca vimos a un águila en lo alto de un árbol, seguramente estaba controlando el terreno para ver si avistaba alguna presa. No muy lejos, tirados en el suelo, vimos a tres chacales que estaban descansando.

 

Aguila

Águila

 

Chacal

Chacal

 

Pocos minutos más tarde encontramos un avestruz. El ave más grande del mundo y que no puedo volar. No es de extrañar ya que puede llegar a medir 3 metros de altura y pesar cerca de 200 kilos, aunque puede correr llegando a alcanzar los 90 km/h. Lo que nos extrañó es que vimos que iba sola. Como otra ave que vimos unos metros más adelante y que no supimos de cual se trataba hasta más tarde. Era un kori, que a diferencia del avestruz puede volar, siendo una de las aves voladores más pesadas del mundo.

 

Avestruz

Avestruz

 

Kori

Kori

 

Finalmente, llegamos a la primera de las charcas, desgraciadamente ya era tarde y los animales que salen a primera hora para beber ya no estaban. Lo que encontramos fue un grupo de buitres que se estaban comiendo a algún otro animal, aunque desde la distancia no pudimos ver de que animal se trataba.

 

Buitres comiendo

Buitres comiendo

 

Sin mucha esperanza de ver al rinoceronte por la hora que era, nos pusimos en dirección a otro de los embalses del parque nacional. Esta vez sin detenernos cada vez que veíamos a un animal. Sobre todo, porque los que íbamos viendo eran los mismos que ya habíamos visto durante estas primeras horas. Aunque algunos eran diferentes, como el yellow billed hornbill. Un pájaro con un gran pico de color amarillo.

 

Yellow Billed Hornbill

Yellow Billed Hornbill

 

Cuando llegamos a la segunda charca de agua tampoco había animales bebiendo, además ya empezábamos a ir justos de tiempo. Volvimos a la entrada del Khama Rhino Sanctuary, por el camino volvimos a ver un grupo de impalas, pero esta vez no nos detuvimos. Dentro de los parques naturales no hay baños, así que aprovechamos que cerca de la recepción había unos antes de irnos.

Letlhakane

Habíamos quedado a las 12 con Aaron, quien sería nuestro guía y compañero de viaje durante los próximos 11 días. El lugar de quedada era el pequeño pueblo de Letlhakane. Llegamos a la gasolinera donde nos conocimos todos, aunque nosotros ya habíamos hablado con Aaron por whatsapp, nuestras amigas no habían hablado con él. Después de las presentaciones, fuimos primero al supermercado para comprar provisiones para los próximos 3 días. Pasaríamos dos días en el Central Kalahari Game Reserve y otro en Makgadikgadi pans, sin opción de comprar nada.

Preguntamos a Aaron que es lo que solía comer y al principio nos dijo que normalmente sándwich y fruta. Le dijimos que no íbamos a comer eso todos los días. Compramos también verdura, arroz, pasta y carne, gastando cerca de 500 pulas en la compra. También queríamos comprar cervezas, pero una cosa que no nos habíamos dado cuenta el día anterior, es que no venden bebidas alcohólicas en los supermercados, normalmente hay una tienda al lado para este tipo de bebidas. Compramos un pack de cervezas por cerca de 60 pulas.

Una vez metimos todo en el coche, volvimos a la gasolinera para llenar el depósito. Llevábamos dos latas de 20 litros cada una para llenar también de gasolina. Llenamos todo por algo más de 800 pulas, unos 70€ al cambio. Estaríamos 3 días sin poder repostar y haciendo muchos kilómetros. Cuando tuvimos todo listo nos pusimos en dirección al desierto del Kalahari.

Central Kalahari Game Reserve

Dejamos Letlhakane y nos dirigimos hacia el norte, para ir hasta el Central Kalahari Game Reserve (CKGR). Si los primeros días el terreno nos había parecido seco, conforme nos acercábamos a nuestro próximo destino, era cada vez más árido. El CKGR es una zona semidesértica que abarca el centro de Botsuana. Hay muy poca agua y como veríamos la vegetación estaba formada básicamente por arbustos y algunos árboles.

 

Camino a CKGR

Camino a CKGR

 

Cogimos el camino de acceso al CKGR por el lado noreste del parque. Una vez dejamos la carretera el terreno sería todo de tierra. A los pocos metros de tomar este camino, nos detuvimos bajo la sombra de un árbol para comer. Todavía faltaba bastante para llegar hasta nuestro campsite y este era un buen lugar para hacer una parada rápida y comer unos sándwiches.

 

CKGR 1

Acceso a CKGR

 

La vegetación en este lugar no es muy abundante ni variada, pero queríamos visitarlo por su fauna. En el CKGR hay animales que no pueden verse en el resto del país. Las condiciones del terreno hacen que algunas especies solo vivan en estos lugares.

Por el camino nos encontramos al suricato, una especie que vive en este desierto y el del Namib. Se parece mucho a la ardilla aunque éste es carnívoro. En la película de "El Rey León", Timón es un suricato.

 

Suricato

Suricato

 

Después de unas dos horas conduciendo por un camino de tierra lleno de baches, llegamos a la entrada del Central Kalahari Game Reserve. Habíamos reservado de manera conjunta éste y los parques del norte del país que veríamos los próximos días. Como éste era el primero que visitábamos, tuvimos que hacer el papeleo y el pago. Con esto ya tendríamos todo listo para los otros parques del país.

 

CKGR 2

Entrada a CKGR

 

Continuamos nuestro camino hacia el campsite. Aunque todavía era de día, teníamos unos pocos kilómetros para llegar y el terreno no daba para ir muy rápido. Así que por hoy solo veríamos lo que encontrásemos de camino. Fue suficiente para ver algunas aves que habitan en este desierto. El primero fue el crimson breasted shrike, que ya habíamos visto por la mañana, pero en esta ocasión el pecho era de color amarillo en vez de rojo. El segundo fue el burchell's starling, que no es demasiado grande pero su plumaje tiene un brillo muy llamativo.

 

Crimson Breasted Shrike 2

Crimson Breasted Shrike

 

Burchell Starling

Burchell's Starling

 

Finalmente, llegamos a nuestro campsite. Como en el Khama Rhino Sanctuary, cada grupo tenía su propia parcela. Pero la diferencia es que eran más grandes y estaban tan separadas que parecía que estuviéramos solos en medio del desierto. Otra diferencia era que no había baños comunes, de hecho no había baño propiamente dicho. Teníamos una letrina y un tipo de ducha que consistía en un cubo con una cuerda. Íbamos a tener complicado ir al baño y ducharnos estos dos días que pasaríamos en el CKGR.

 

Campsite en CKGR 1

Campsite en CKGR

 

Este segundo día fuimos más rápidos en montar las tiendas, empezábamos a cogerle el truco. Por su parte, Aaron montó su tienda en el suelo y después, preparó el fuego con las maderas que habíamos recogido por el camino. Todavía faltaba un rato para el anochecer y nos sentamos alrededor del fuego con una cerveza y unas patatas, mientras charlábamos y hacíamos preguntas a nuestro guía. Queríamos que durante el safari nos ayudase a encontrar animales y nos explicara curiosidades sobre éstos, pero también queríamos conocer la cultura y costumbres del país. Aprovechamos estos momentos de relax para hacerle este tipo de consultas.

 

Campsite en CKGR 2

Campsite en CKGR

 

Cuando empezó a caer la noche comenzamos a hacer la cena. Utilizamos la barbacoa que llevábamos en el coche y las brasas del fuego para hacer carne con un poco de ensalada. Tendríamos que pasar muchos días encerrados en un coche moviéndonos poco, así que no podíamos pasarnos mucho con las comidas.

Después de cenar continuamos charlando con Aaron para conocernos mejor. También disfrutando de la tranquilidad del momento, se podría decir que estábamos solos a kilómetros de la civilización. Además, estábamos tan lejos de cualquier pueblo o ciudad que no había ninguno tipo de contaminación lumínica y pudimos disfrutar de un maravilloso cielo estrellado. Pasamos un rato más alrededor del fuego antes de irnos a dormir, con la tranquilidad que da estar en medio de la nada.

 

Día 3Día 5

 

Volver al menú Botsuana, Victoria Falls y Johannesburgo

 

Comparte este post en tus Redes Sociales

0
0
0
s2smodern

Escribir un comentario

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS

Responsable: Sergio Lluch Guirado (Juntosxelmundo)

Finalidad: Moderar y responder comentarios de usuarios.

Legitimación: Consentimiento del interesado.

DESTINATARIOS: No se cederán a terceros salvo obligación legal.

DERECHOS: Puedes ejercitar en cualquier momento tus derechos de acceso, rectificación, supresión, oposición y demás derechos legalmente establecidos a través del siguiente e-mail: info@juntosxelmundo.es.

INFORMACIÓN ADICIONAL: Puedes consultar la información adicional y detallada sobre protección de datos aquí


Código de seguridad
Refescar

Síguenos en...

instagram     facebook     twitter     mail

WEBS VIAJERAS AMIGAS

SUSCRÍBETE AQUÍ

¿Quieres recibir nuestra newsletter?

captcha 

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS

Responsable: Sergio Lluch Guirado (Juntosxelmundo)

Finalidad: Gestionar y enviar información de boletines y promociones a través de correo electrónico.

Legitimación: Consentimiento del interesado.

DESTINATARIOS: No se cederán a terceros salvo obligación legal.

DERECHOS: Puedes ejercitar en cualquier momento tus derechos de acceso, rectificación, supresión, oposición y demás derechos legalmente establecidos a través del siguiente e-mail: info@juntosxelmundo.es.

INFORMACIÓN ADICIONAL: Puedes consultar la información adicional y detallada sobre protección de datos aquí

Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar el análisis de la navegación de los usuarios y mejorar nuestros servicios. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener "Más información".